Vlad Tepes: el empalador (1431-1476)

descarga (9)

Vlad III (noviembre 1431-diciembre 1476), también conocido como Vlad Draculea o Vlad Tepes (el empalador), fue hijo del voivoda (príncipe) de Valaquia Vlad II. En 1456 se hizo con el poder, manteniéndolo hasta 1462, momento en que tuvo que exiliarse hasta que en 1474 recuperó el trono hasta su muerte dos años más tarde. Este gobernante, considerado uno de los más duros de la Europa Oriental durante el siglo XV pasó a la historia por su crueldad a la hora de castigar a enemigos y traidores. En cambio, habrá que tener en cuenta el contexto de la época. Nos encontramos en un periodo en el que las guerras de frontera eran una constante, donde las represalias y las ejecuciones no eran algo extraño.

A los 13 años fue enviado a Turquía, junto con su hermano Radu, como garantía de sumisión, debido a la alianza que Vlad II estableció con los otomanos. Esta alianza significó la enemistad de Juan Hunyadi (regente de Hungría), que en 1447, apoyado en la burguesía de Valaquia (los boyardos) llevó a cabo un ataque que se tradujo en la muerte de Vlad II y de su sucesor, su hijo Mircea.  Ante esta situación, el sultán Murat II declaró a Vlad Draculea como sucesor al trono. Éste, en 1448, logró hacerse con el poder tras derrotar a Hunyadi en Kosovo, sin embargo, a los pocos meses fue depuesto, tras lo que corrió a refugiarse en Moldavia, donde tenía familia.

Anduvo buscando apoyos hasta que en 1453, Juan Hunyadi lo llamó a su corte. Los húngaros se sentían cada vez más amenazados por los turcos debido al acercamiento con éstos por parte del príncipe de Valaquia Vladislav II. Hunyadi pensó en Vlad como su sustituto. De esta manera, en 1456, apoyado por gentes de Transilvania y un noble de la casa Bathory, derrotó a Vladislav II en Târgusor, lo ejecutó y se proclamó príncipe.

02

En un primer momento se lanzó a eliminar amenazas, sobre todo la de os boyardos, por quienes sentía un odio eterno tras el asesinato de su padre. Mató a un gran número de nobles, y aquellos que quedaron con vida, vieron reducir su papel económico. Llevó a cabo ejecuciones y empalamientos en aquellas ciudades que no lo reconocían, sin importar sexo y edad. En una ocasión empaló a unos 30.000 colonos alemanes de Brasov, los cuales se negaban a pagarle tributos, fue la noche de San Bartolomé. En esta ocasión organizó una cena alrededor de los empalados, mientras los verdugos iban eliminando a los líderes de la sublevación.

images (3)El apelativo de Tepes (empalador en rumano) proviene por el gusto del príncipe por empalar a sus víctimas. Este castigo consistía en introducir por el recto un palo, de unos 3,5 metros, lo fijaban a la carne mediante clavos para, posteriormente, ponerlo en vertical. De esta manera, la víctima moría lenta y dolorosamente. Le gustaba realizar empalamientos masivos. Se calcula que bajo sus órdenes  murieron unas 40.000-100.000 personas, tanto por la práctica del empalamiento como por medio de otras torturas. Hay numerosos documentos que versan sobre su sadismo.

En la Pascua de 1459, invitó a los boyardos a vestir sus mejores galas para acudir a una cena. Al término de ésta mató a los más viejos  y, a los más jóvenes los mandó desde Târgoviste (lugar de la cena) hasta un castillo en ruinas (el famoso castillo de Drácula), situado cerca del río Arges, que les hizo restaurar. Los nobles irían muriendo víctimas del cansancio y el agotamiento a lo largo de los meses.

En 1461, Mehmet II intentó tenderle una trampa citándole en Giurgiu para solucionar el problema fronterizo. Allí le esperaba un destacamento pero Vlad III, aparte de con los tributos, se presentó con un numeroso ejército de caballería, derrotando a los otomanos con facilidad. Éstos fueron llevados a Târgoviste y empalados. Se dice que ese mismo año Mehmet II se echó para atrás cuando se disponía a atacar Târgoviste debido al panorama que se encontró en el “bosque de los empalados” (más de 20.000 personas empaladas). Ante esta situación se vino arriba y cruzó el Danubio. En 1462 envió una carta al rey de Hungría (Matías Carvino)en la que le informaba acerca del número de muertes que había llevado a cabo, fijando la cifra en unos 24.000. Le envío dos sacos llenos de cabezas, orejas y narices. Finalmente, Mehmet II tomó la capital con unos 150.000 hombres al mando de Radu, hermano de Vlad Draculea, el cual, en inferioridad numérica, procedió a efectuar una guerra de guerrillas. Finalmente, ante la falta de apoyo de la nobleza, que se inclinó hacia su hermano, se refugió en la fortaleza de Poenari, donde fue detenido por las tropas turcas (el rey húngaro se alió con Mehmet II gracias a que éste último le engañó mediante la falsificación de documentos).

castillo dracula

El famoso castillo de Drácula

 

Vlad III fue liberado en 1474 y junto a un ejército de transilvanos, valacos y moldavos tomó Valaquia por última vez hasta 1476, sin embargo, su situación era muy débil. Los turcos, apoyados por los boyardos, no tenían dificultades para penetrar en Valaquia.

Definitivamente, Vlad III moriría en una batalla contra los turcos, sin saber exactamente cómo, ya que don muchas las versiones sobre su muerte. Se dice que los turcos colocaron su cabeza en una estaca en Constantinopla.

1205267485_fEn las crónicas de su época se le presentó como alguien aficionado a la tortura y la muerte lenta, que cenaba bebiendo sangre de sus victimas mientras estaban empalados. Estas noticias fueron las que llevaron a B. Stoker a crear su personaje de Drácula en su novela de 1897.

Vlad Tepes llevó a cabo empalamientos, amputación de miembros extracción de ojos con ganchos, desollamiento, exposición a animales salvajes o elementos del clima. Su odio hacia los mendigos o los pobres le llevó en una ocasión a invitarlos a cenar para después, una vez que iban bebidos les prendió fuego.  Su aversión a los gitanos también fue patente. Una vez asó a tres de sus líderes y les obligó a: comérselos o a alistarse en el frente turco (lógicamente optaron por lo segundo).

Una vez, un comerciante acudió a él para denunciar el robo de una bolsa de oro, Vlad le dijo que acudiera al día siguiente. Cuando lo hizo encontró tanto a los ladrones como a sus familiares empalados en el patio del Castillo. Le hizo al comerciante contar las monedas y decir si faltaba alguna, le contestó que no, que sobraba una. Esto fue una trampa del príncipe. En caso de no haber dicho nada, el comerciante hubiera corrido la misma suerte que los ladrones

En otra ocasión, cuando encontró a un campesino con mal aspecto en sus ropajes le reguntó que si no tenía mujer y, de ser así, a que dedicaba sus ratos libres. Ordenó llevaran la mujer ante él para preguntarle que hacía durante el día, a lo que contestó que el pan, la comida, coser. Ante esta respuesta señaló las ropas del marido y, como no la creyó la mandó empalar a pesar de la negativa del marido. Mandó a otra mujer a casarse con el campesino advirtiéndole sobre las consecuencias que sufriría en caso de no dedicarse a sus labores.

DSC_0027

A pesar de todos estos hechos, los historiadores rumanos han definido a Vlad Draculea como un héroe nacional ya que, en aquellos tiempos el uso del terror era una forma muy eficaz para intimidar a los enemigos. Visto así, Vlad III sería simplemente un hombre de su época. En 1976 N. Ceauçescu lo declaró un Héroe de la Nación. Habría que plantearse hasta qué punto son ciertas estas historias. Está claro que muchas de ellas son pretenciosas. Sin embargo, pocos fueron los que llevaron tan lejos sus prácticas de tortura y eliminación de enemigos.

Fuentes:

Administrador. Vlad Tepes. En: Biografías y vidas [en línea]. [Consulta: 17 de diciembre de 2014]. Disponible en: http://www.biografiasyvidas.com/biografia/v/vlad_tepes.htm

Martín Alarcón, J. El sepulcro de Vlad Tepes, “Drácula”, en una iglesia de Nápoles. En: el Mundo [en línea]. [Consulta: 17 de diciembre de 2014]. Disponible en: http://www.elmundo.es/la-aventura-de-la-historia/2014/06/16/539ecb3cca47416d528b4579.html

Administrador. Vlad Tepes-Vlad Draculea-Vlad III (1431-1476). En: escalofrío [en línea]. [Consulta: 17 de diciembre de 2014]. Disponible en: http://www.escalofrio.com/n/Asesinos/Vlad_Dracul_-_Vlad_Tepes/Vlad_Dracul_-_Vlad_Tepes.php

Bibliografía:

FARRAC, J. La verdadera historia de Drácula. Ediciones 22

MÄRTIN, R.-P. Los “Drácula”. Vlad Tepes, el Empalador, y sus antepasados. Tusquets Editores, Barcelona, 1993.

MARTÍNEZ LAÍNEZ, J. Tras los pasos de Drácula. Punto de Lectura, Madrid, 2002

VALDALISO, Covadonga. “Vlad el empalador, el Drácula histórico”. En: Historia, National Geographic, Nº 46.

Documentales:

Películas:

Vlad Tepes (1979). Dirigida por Doru Nastase. Única película de tinte histórico sobre este personaje, no influenciada por el Drácula de Bram Stoker.

Vlad Tepes (1979). Dirigida por Doru Nastase. Única película de tinte histórico sobre este personaje, no influenciada por el Drácula de Bram Stoker.

Anuncios

Thug Behram y el culto Thuggee

elnorte50f8d08c62fa7_20-thugThug Behram (1765-1840) fue el último líder del culto Thuggee, una secta que operó en territorio indio desde, según algunos autores, la Edad Media (hay referencias hacia este grupo desde el siglo XIV, en el paraje de la Historia de Firoz Shah de Ziua-d din Barni, 1356). Otros autores, como el historiador británico Mike Dash, opina que los Thuggee actuaron alrededor de siglo y medio, hasta que las fuerzas británicas acabaron con este grupo.

Este grupo fue considerado como una especie de mafia religiosa, cuyos orígenes se desconocen. Lo que está claro es que se trata de una secta de miembros musulmanes e hinduístas, cuyo modo de vida consistía en perpetrar asesinatos para robar.

Ellos consideraban que sus actos estaban justificados, el asesinato como medio para beneficiarse era un deber religioso, por lo tanto creían que desempeñaban una profesión totalmente digna, en la que la ética o la moral no formaba parte. Eran adoradores de la diosa Khali, diosa de la muerte y la destrucción. Pensaban que con cada muerto se evitaba la presencia de esta diosa por un periodo de 1000 años.

kali

Khali. Divinidad Hindú de la que los thuggees eran adoradores

El método empleado por este grupo para llevar a cabo los asesinatos consistía, en un primer momento, en acercarse a los a los peregrinos o comerciantes que iban y venían a través de las rutas y caminos para, posteriormente, matarlos y desvalijarlos. Lo llamativo de este grupo de ladrones era la forma de terminar con la vida de sus víctimas. Tenían una especie de ritual de estrangulamiento con un pañuelo ceremonial, conocido como el rumal, de color amarillo y blanco. Tras haber obtenido el botín se deshacían del cadáver enterrándolo o arrojándolo a un pozo. Aunque podía existir otros métodos, el estrangulamiento era la práctica más utilizada, ya sea con el rumal, o con un pañuelo de seda con un pomo en un extremo.Thugs_Strangling_Traveller

La forma de actuar de esta secta fue transmitida de generación en generación. Actuaban en grupos de número variable, usaban una jerga propia (el ramaní) y una simbología que les permitía reconocerse entre sí en cualquier parte de la India.

Thug Behram, úlitmo líder de los thuggee, actúo desde 1790 hasta 1830. Durante ese periodo, se le atribuyeron un total de 931 muertes (de ser así, sería el mayor asesino no militar de la historia). Esta cifra sería, tal vez, la del número de asesinatos que presenció. Él mismo no recordaba la cifra exacta de sus víctimas, que calculó alrededor de unos 125. El propio líder traicionó a su grupo y lo confesó todo a cambio de no ser juzgado, sin embargo, fue condenado a pena de muerte, lo sentenciaron a la horca, muriendo a los 75 años de edad. De esta manera, el imperio británico ponía fin a este grupo de asesinos y ladrones en 1830.

Fue tal la popularidad que alcanzó este grupo durante la época en que el Imperio Británico dominó la India que el término thug pasó a ser sinónimo de ladrón, estafador o asesino.

ccf05022013_00000

Como dato curioso señalar que el Libro Guinness de los Récords hace responsables a los Thuggees del asesinato de unos dos millones de personas, en cambio, el historiador M. Dash les atribuye alrededor de 50000 asesinatos, basándose en el hecho de que este grupo llevaría a cabo sus andanzas durante unos 150 años hasta su desaparición.

Fuentes:

Administrador. Thug Behram y “los Thug”. En: asesinos-en-serie [en línea] [consulta: 20 de diciembre de 2014]. Disponible en: http://www.asesinos-en-serie.com/thug-behram-y-los-thugs/

Redacción de El Norte. Historia del crimen: Thug Behram: el mayor asesino de todos los tiempos. En: el Norte [en línea] [consulta: 20 de diciembre de 2014]. Disponible en: http://diarioelnorte.com.ar/nota20175_historia-del-crimen-thug-behram-el-mayor-asesino-de-todos-los-tiempos.html

Bibliografía:

DASH, M. Thug: The True Story of India´s Murderous Cult. Granta Books. 2005

Películas:

descarga (5)

Gunga Din (1939). Dirigida por George Stevens.

Indiana_Jones_y_el_templo_maldito-908089771-large

Indiana Jones y el Templo Maldito (1984). Dirigida por Steven Spielberg y producida por George Lucas.

o5F6V

The Deceivers: la secta de los falsarios (1988). Dirigida por Nicholas Meyer

John Ketch: el verdugo de Carlos II de Inglaterra

descarga (3)Con este nombre se conoce a uno de los personajes más controvertidos de la historia moderna de Inglaterra, que concretamente actuó a partir del último tercio del siglo XVII. Este sujeto, cuyo verdadero nombre era Richard Jacquet, fue un verdugo que, debido a su peculiar aspecto y a su forma de actuar en sus ejecuciones, llegó al grado más “alto” en este oficio, hasta tal punto que se convirtió en el verdugo que actuaba bajo las órdenes de Carlos II (1630-1685).

La primera noticia que llega de John Ketch es en 1663, anteriormente debió de emplearse como verdugo de alquiler. Pero, a partir de ese momento, se convirtió en el “arma más mortífera del gobierno inglés”, ya que durante 20 años estuvo llevando a cabo sus ejecuciones.

Lo peculiar de este personaje era su aspecto: baja estatura, poco peso y la cara marcada por la viruela. A ello se unía el hecho de que hacía de sus ejecuciones un espectáculo. Allí donde actuaba John Ketch la plaza quedaba concurrida por una multitud enardecida que no quería perderse el número de aquel psicópata. Durante sus ejecuciones tendía a humillar a los reos, llevando el hacha hasta la nuca del condenado para después pasar a dirigirse al público, les desnudaba o les desposeía de lo que pudieran llevar. Seguramente, las víctimas de John Ketch (o Richard Jacquet) debieron de padecer más de la cuenta debido al mal estado de las armas con las que trabajaba el verdugo, a lo que hay que añadir que su escasa fuerza le impediría dar golpes certeros.

La memoria colectiva del pueblo inglés quedaría marcada en 1679, tras una actuación que incluso llegó a repugnar a la gente del momento. En esta ocasión, el verdugo liquidó en un sólo día a 30 condenados, sin ningún tipo de ayuda ni de reparo. Este hecho marcaría el declive de Ketch.

220px-Monmouth's_Execution

Ejecución del duque de Monmouth, 1685, con denado por traición.

Seguidamente, acciones como las que tuvieron lugar con Lord Rusell o el duque de Monmouth, terminarán por firmar su sentencia. En 1683, el primero de ellos estuvo condenado por traición, por diseñar un plan para secuestrar a Carlos II. En el momento de la ejecución, Rusell acordó con el verdugo (tras el pago de 10 guineas nos dicen las fuentes) un trabajo rápido, sin sufrimiento. En cambio, el primer hachazo no fue certero, por lo que la cabeza siguió unida. Hay una anécdota que relata que en ese momento Rusell espetó: oye cabrón, ¿te he dado diez guineas para que me trates tan inhumanamente. Necesitó dos golpes más para terminar el trabajo. En 1865, el duque de Monmouth, también condenado por traición, acordó un pago de 6 guineas. Peor suerte corrió, ya que se necesitó de 5 golpes de hacha y, aún así tuvo que terminar la faena a cuchillo.

image005A partir de ese momento terminaría su historia. Fue arrestado por deudas y en el momento que salió de la cárcel mató a golpes a una prostituta. Este hecho le llevaría a ser condenado a la horca. Incluso su muerte fue peculiar, su poco peso hizo que Jacquet estuviera pataleando durante unos minutos hasta que murió. Era noviembre de 1686.

Entre los trabajos llevados a cabo por Ketch, a parte de las ejecuciones, realizó trabajos de amputaciones, ya sea de nariz, lengua o alguna oreja, muy característico de la época.

En algunas civilizaciones de la antigüedad el oficio de verdugo estuvo institucionalizado, pero con el final del Imperio Romano hizo que el puesto oficial se diluyera. La Edad Media supuso un momento de desafuero en la administración de la justicia, que se convirtió en algo arbitrario. El deseo de que la pena fuera un instrumento

de disuasión para toda la comunidad, hizo que la ejecución se convirtiera en un espectáculo. Se volvió a un modelo arcaico en la ejecución de sentencias. La pena de muerte se institucionalizó como instrumento jurídico de las sociedades complejas en forma de teatro moral puesto al servicio del control social y la prevención del delito (Pérez Fernández, et al., 2012)

En algunos lugares de Centroeuropa, a modo de rito de paso, el adulto más joven era el encargado de las ejecuciones. En Franconia, el último recién casado de la comunidad. En Amberes, por ejemplo, las autoridades designaban un carnicero de los más antiguos del gremio.

image002

En España, el verdugo era designado para la ocasión cuando no había si bien el cargo se transmitió de adres a hijos, pues en muchos lugares no les estaba permitido relacionarse nada más que con otras familias del mismo gremio Desde la Edad Media hasta el siglo XVIII, el ejecutor gozaba de un trabajo estable. A partir del siglo XIX se a transformar en un individuo a sueldo del estado.

Durante mucho tiempo, debido al rechazo social que generaba el oficio, el puesto estaba bien dotado económicamente. En algunos lugares recibía donativos en especie porque eran pocos los que se atrevían a recibir dinero salido de su bolsa. A parte del dinero entregado por el reo o sus familiares para reducir al máximo los daños.

En el siglo XVII el oficio de verdugo adquiere el carácter de funcionario público, era habitual la creencia sobre que el ejecutor, en tanto que profesional de la muerte, mantenía contactos con el más allá.  El vulgo otorgaba enormes prodigios a los instrumentos con los que el verdugo realizaba sus ejecuciones o a los productos de las mismas: cuerdas, cuchillos, sebo con el que supuestamente fabricar velas mágicas, semen de ahorcado, retales de ropa de los ajusticiados, dedos amputados, manos momificadas, un largo etcétera de elementos que otorgaba pingües beneficios y acrecentaba el rechazo a este gremio.

Deberemos de considerar que el oficio de verdugo se ha mantenido hasta la actualidad. En periodos de posguerra sobre todo, había personas que se dedicaban a ejecutar a traidores y enemigos. Si bien con otros métodos, la finalidad era la misma. Se cambió el instrumental, se pasó del hacha o los objetos afilados a otros medios como las cámaras de gas o la silla eléctrica por ejemplo, sin embargo, la consideración hacia el ejecutor también cambió. Ahora no sufrirían del rechazo de antaño pero ¿por qué no?

Fuentes:

Administrador. John Ketch. En: Encyclopaedia Britannica [en línea]. [Consulta: 10 de diciembre de 2014]. Disponible en: http://global.britannica.com/EBchecked/topic/315648/Jack-Ketch

CEBRIÁN, J. A. Pasajes del Terror: Verdugo John Ketch. En: Onda Cero [en línea]. [Consulta: 10 de diciembre de 2014]. Disponible en: http://www.ondacero.es/audios-online/la-rosa-de-los-vientos/pasajesdelterror/pasajes-terror-verdugo-john-ketch_2010101100034.html

Bibliografía:

CEBRIÁN, J. A. Psicokillers: perfiles de los asesinos en serie más famosos de la historia. Nowtilus. Madrid.

ESLAVA, J. Verdugos y torturadores. Ediciones Temas de Hoy. Madrid. 1993.

PÉREZ FERNÁNDEZ, F. “La figura institucional del verdugo como espejo público (siglos XVIII-XX). El ejecutor de sentencias y sus variantes psicológicas”. En: Revista de Historia de la Psicología. Nº 43, 2013.

Documentales:

Gilles de Rais: ”Barba Azul” (1405-1440)

1

Gilles de Rais nació el 10 de septiembre de 1405 en el castillo de Champtocé en la región de Bretaña, en el seno de una gran familia aristocrática. A los nueve años vio como su padre agonizaba entre grandes dolores al ser embestido por un jabalí que le clavó los colmillos en el estómago y le sacó las entrañas. Eso afectaría profundamente a Gilles marcándole durante toda su vida. Al poco tiempo su madre también murió y su abuelo fue quien se encargó de él y su hermano, criándolos e inculcándoles la soberbia, el abuso de poder y el desprecio por la vida. Esto hizo que Gilles actuara la mayoría de veces por impulsos violentos y sin ningún tipo de respeto por nada ni nadie. A los 14 años fue proclamado caballero y a los 15 cometió su primer asesinato cando le cortó el cuello a un amigo suyo. En 1429 Gilles conoció a Juana de Arco y se unió a su causa en la lucha contra los ingleses. Según sus propias declaraciones: ‘’cuando la vi por primera vez parecía una llama blanca. Fue en Chinon, al atardecer, el 23 de febrero de 1429. Desde el principio fui su amigo, su campeón. En el momento que entró en aquella sala, un estigma maligno escapó de mi alma y ante el escepticismo del Delfín y la Corte, yo persistí en creer en su misión divina. En presencia de ella y por ese breve lapso, yo iba en compañía de Dios y mataba por Dios. Al sentir mi voluntad incorporada a la suya, mi inquietud desapareció’’. Como dicen sus declaraciones, a raíz de conocer a Juana de Arco, su personalidad dio un cambio radical, llegándose a convertir en un gran paladín y capitán del ejército de Carlos VII.

2

Gilles de Rais y Juana de Arco

Sin embargo ese comportamiento cambiaria tras la muerte de Juana de Arco en 1431. Gilles sintió que todo para él había acabado, por ello abandonó la vida militar y se retiró a sus dominios a disfrutar de sus cuantiosos bienes y posesiones que había amasado al ser convertido mariscal de Francia. Las lujosas fiestas y la cantidad ingente de dinero que gastó pronto le llevaron a la ruina. Durante muchos años se encerró en sus grandes bibliotecas para leer a los clásicos y así enterrar el dolor que sentía por la pérdida de Juana y sus posesiones. Poco a poco su mente comenzó a obnubilarse y sus lecturas comenzaron a dirigirse a temas más oscuros como el ocultismo, la magia negra, la alquimia y el satanismo. Una de las personas que más le influyó negativamente fue un alquimista italiano que le embaucó diciéndole que la forma de conseguir la piedra filosofal era a través del culto al diablo mediante sacrificios humanos.

La primera víctima de Gilles fue un niño pequeño al que degolló, le cortó las manos, le extrajo el corazón y le sacó los ojos. Con la sangre de la víctima escribía fórmulas para invocar al diablo y libros de conjuros. A partir de ese momento, todos los niños de Anjou, Poitou y Bretaña comenzaron a desaparecer misteriosamente. Centenares de niños no regresaban a sus casas y por las calles se podían oír el dolor y los lamentos de las familias desesperadas. Allí por donde pasaba Gilles de Rais, los niños desaparecían. Viendo que el demonio no se le aparecía ni era capaz de transformar el metal en oro la frustración le invadió pero aunque su misión inicial se desvaneció, su pasión secreta había sido descubierta: la tortura, la violación y el asesinato de niños.

Gilles de Rais prefería a los niños varones de entre siete y catorce años. Mediante la excusa de que había sido un gran guerrero y que había peleado junto a una santa, convencía a las familias de que podía educar a los niños enviándolos al extranjero para secuestrarlos sin levantar sospechas. Si los padres no estaban presentes, directamente los secuestraba. Otros niños mendigos, atraídos por la fama de generosidad del barón, cuando iban al castillo a pedir limosna eran secuestrados y encerrados en los sótanos del castillo. Cuando los niños eran del gusto del secuestrador, los desnudaba, amordazaba y violaba para terminar desmembrándolos vivos poco a poco. Otras veces les abría el pecho con la daga y bebía del aire de sus pulmones. En ocasiones les producía heridas que iba agrandando poco a poco con sus manos. Según declaró el mismo: ‘’me sentía más contento gozando con las torturas, las lágrimas, el espanto y la sangre, que con cualquier otro placer’’. Aunque los niños eran sus víctimas preferidas, a veces también disfrutaba abriéndoles agujeros en el vientre o en la garganta a las niñas para penetrarlas y eyacular. Existe un caso donde a un niño le vació los ojos para penetrarlo por las cuencas vacías mientras el niño gritaba de dolor.

3

Caricatura de Gilles Rais y las torturas a los niños

Cuando ver a los niños gritar de dolor y suplicar por sus vidas no fue suficiente, comenzó a practicar la necrofilia. Otra práctica era la de hacer concursos de belleza de las cabezas de los niños y cuando establecía un ganador, besaba sus fríos labios ensangrentados. El vampirismo también fue practicando, bebiendo la sangre de sus víctimas. En una ocasión, no tenía niños para matar por eso destripó a una mujer embarazada para deleitarse con el feto.

Los niños solían ser colgados de ganchos que se encontraban en la pared. Al escuchar los lloros y suplicas de los niños, Gilles fingía horror y los liberaba de los ganchos para cogerlos entre sus brazos y calmarlos. Cuando sentía que el niño se había ganado su confianza, sacaba la daga y le cortaba la garganta para luego violarlo. El niño continuaba vivo durante todo el proceso ya que de Rais cortaba lo suficiente para dejarlo únicamente paralitico. Cuando terminaba de violarlo cortaba hasta la medula espinal para que el niño muriese asfixiado. También solía golpearlos en la cabeza con garrotes de espinos hasta que el cráneo reventaba y el cerebro salía para luego comérselo.

Según los textos de la época, las victimas de Gilles de Rais fueron de 700 aunque son números inexactos. Lo que sí sucedió es que en regiones enteras los niños descendieron de forma devastadora. Las gentes de las aldeas lo apodaron como Barba Azul debido a su espesa y negra barba de tintes azulados.

Poco a poco las sospechas se fueron tornando hacia el barón, pero nadie se atrevía a acusarle por su posición elevada, además sus víctimas eran solamente campesinos y gente humilde de su propiedad. Finalmente fue el Obispo de Nantes quien le hizo frente y ordenó una investigación sobre las desapariciones.

A principios de 1440, llegaron los rumores hasta la corte del Duque de Bretaña, quién ordenó abrir una investigación sobre los secuestros. Al enviar a los guardias, se descubrieron ropas ensangrentadas, huesos, sangre y putrefacción lo que les sirvió para encarcelar a Gilles en el castillo de la Tour Neuve. Tras hacerle un juicio eclesiástico y otro civil, fue torturado para que declarara y reconociese sus crímenes. Finalmente y tras declarar fue ejecutado mediante el ahorcamiento.

Fuentes:

Gilles de Rais: ‘’Barba Azul’’. Escrito con Sangre. El Website de los asesinos. [en línea] [consulta: 12 de diciembre de 2014] Disponible en: http://escritoconsangre1.blogspot.com.es/2009/02/gilles-de-rais-azul.html

CEBRIÁN, Juan Antonio. El mariscal de las tinieblas. Lugar: Barcelona. Tema de hoy, 2005. ISBN: 9788484604976

GILLES GARNIER “EL HOMBRE LOBO DE DOLE” (1572)

lobisomem_gilles_garnier_02

 

Durante varios siglos el mito sobre la licantropía recorrió Europa de un extremo a otro del continente, y no fueron pocos los casos de personas ejecutadas tras ser acusadas de ser hombres-lobo. Si bien también hay muchos personajes que llegaron a creerse que eran parte de esta mítica raza sobrenatural. El caso de Gilles Garnier es uno de los más sonados, no solo porque fue acusado de licantropía (que ya de por sí llama la atención) y que él mismo lo reconoció, sino por los horrendos crímenes que cometió, entre los que destacamos mutilaciones y canibalismo. En la actualidad no se dudaría de su psicopatía y su sadismo, pero en los tribunales de la época estos crímenes eran demasiado horrendos para considerarse humanos, por lo que no se dudó de la teoría de licantropía. Todos sus crímenes son descritos con todo lujo de detalle en la transcripción de su juicio en Dole, el 18 de enero de 1583, y a mi parecer merece ser leído con detalles:

“Año 1573, Henry Camus, doctor en leyes, Consejero de nuestro señor el Rey, en el Tribunal Supremo del Parlamento de Dole, en este caso Procurador General y Acusador Público respecto a los asesinatos cometidos en las personas de varios niños, y de haberse comido su carne en la forma de un lobo , y de otros crímenes y ofensas cometidos por el acusado Gilles Garnier, natural de Lyon, ahora preso en la conserjería de esta ciudad, de otra parte, está demostrado que cierto día de año, en la forma de un lobo, se apoderó en el viñedo de Chastenoy cerca del bosque de la Serre, de una niña de diez o doce años, donde la mató con sus manos, en forma de garras, destrozándola con sus dientes, y arrastrando su cuerpo a dicho bosque, dónde la desnudó y no contento de comerse la carne de sus muslos y brazos, llevó un pedazo de carne a su esposa…”

“…Además, ocho días después, otra vez en forma de lobo, atacó a otra muchacha del mismo lugar, y poco antes del mediodía la mató, desgarrando su cuerpo e hiriéndola en diversos lugares con sus manos y dientes, con la intención de comer su carne, lo que no llegó a llevar a cabo por la inapropiada presencia de tres personas…”

“…unos quince días después, también bajo la forma de lobo, habiéndose apoderado de otro niño, un chico de diez años, y habiéndolo estrangulado y matado, se comió la carne de los muslos, piernas y vientre, y le arrancó una pierna, desmembrándolo…”

“…días más tarde, se apoderó de un jovencito de doce o trece años que fue arrastrado al bosque, donde lo estranguló como en las ocasiones precedentes, con intención de devorarlo, lo que habría hecho de no ser visto por ciertas personas que acudieron en ayuda del muchacho, que ya había fallecido. Gilles Garnier se hallaba ya entonces en forma de hombre y no de lobo, pero de no habérselo impedido la llegada de aquellas antedichas personas, se habría comido la carne de su víctima…”

“…fue condenado a ser quemado vivo, y la sentencia fue ejecutada.”

20142702183746

 

Fuentes:

Aquí fue Troya. Christia Supiot, 2011. [Consulta: 10 de diciembre de 2014] Disponible en: http://aquifuetroya.com/tag/gilles-garnier/

Perfectamente imperfecta. Administrador, 2010. [Consulta: 1o de diciembre de 2014] Disponible en: http://perfectamenteimperfecta.wordpress.com/2010/07/10/gilles-garnier/

La marquesa de Brinvilliers, “la envenenadora” (1630-1676)

Retrato de la Marquesa de Brinvilliers

Retrato de la Marquesa de Brinvilliers

Marie Madeleine d’Aubray, marquesa de Brinvillier-La-Motte, nació el 22 de julio de 1630 en el seno de una familia aristócrata. Debido al número y la crueldad de sus delitos, pasó a ser una de las más célebres envenenadoras de Francia y del mundo.A los 21 años contrajo matrimonio con el barón de Nocerar, juntos sumaban una gran fortuna. Aunque no hay noticias de que le fuera mal en su matrimonio, la marquesa de Brinvillier tenía un amante Godin de Sainte Croîx, amigo íntimo de su marido. Cuando el padre de Marie Madaleine se enteró, hizo encerrar a Sainte Criox en la Bastilla. En la cárcel Croix aprendió todos los secretos del envenenamiento. Dichos secretos fueron compartidos con Marie al salir de la cárcel. De él aprendió el oficio de envenenamiento. Quien le suministraba la materia prima era Cristophe Glaser descubridor del sulfato de potasa, boticario del rey y autor de varias obras como “Tratado de química“.

El hecho de que su padre metiera a su amante en la cárcel, provocó en ella un odio desmedido. La idea de ver a su padre vivo le daba asco y por tanto empezó a maquinar una estrategia para poder asesinarlo mediante el envenenamiento. Primero comenzó a ensayar administrando veneno en la comida de sus sirvientes. Posterioemente, comenzó a realizar obras benéficas para los pobres, haciendo donaciones de galletas, dulces y vino, alimentos que eran recibidos con las manos abiertas. Nadie sabía el veneno que contenía. Cuando dio por fin con la fórmula que estaba buscando, una mezcla de sustancias químicas, donde destacaba el arsénico, dio el siguiente paso, envenenar a su padre. Le suministró el veneno durante ocho meses en pequeñas dosis en las comidas, hasta que finalmente murió en 1666.

Ilustración de la marquesa envenenando a su padre.

Ilustración de la marquesa envenenando a su padre.

Una vez muerto su padre, Marie Madeleine d’Aubray se liberó. Tuvo numerosos amantes, de los cuales tuvo dos hijos.Su vida de excesos poco a poco hizo que su fortuna vaya desapareciendo. Esto provocó que Marie ideara el asesinato de sus hermanos para así poder cobrar más dinero de herencias. Tardó seis meses en matar a sus dos hermanos, tres meses cada uno. La muerte de ambos fue un largo camino de sufrimiento, puesto que las dosis eran tan bajas que no causaban la muerte repentina sino más bien un largo deterioro que acababa en la muerte. Una vez muertos sus hermanos, pensó también en acabar con sus otras dos hermanas.

A todo esto, aunque Marie tenía numerosos amantes, seguía obsesionada con Sainte Criox. Éste harto de la persecución de Marie Madeleine le suministró arsénico, veneno que pudo eliminar bebiendo cantidades enormes de leche. Su marido seguía bajo el mismo techo, soportanto las locuras de esposa. Incluso Marie lo envenenaba periódicamente para poder casarse con Sainte Croix, pero éste como no quería saber nada de aquella idea, le suministraba antídotos a su amigo y esposo de su amante.

Tiempo después Croix murió a causa de un accidente en su laboratorio. Cuando registraron sus pertenencias, hallaron una carta donde confesaba sus crímenes y culpaba a Marie Madeleine de muchos otros. Al enterarse de lo sucedido, la marquesa de Brinvilliers huyó hacia Inglaterra, luego a Países Bajos y luego regresó a Francia momento en que fue arrestada y metida en la cárcel. Marie se negó a confesar e incluso intentó suicidarse ingiriendo cristales, pero no lo consiguió.

Ilustración que muestra a la marquesa de Brinvilliers siendo torturada por sus crímenes

Ilustración que muestra a la marquesa de Brinvilliers siendo torturada por sus crímenes

Fue juzgada y condenada a la decapitación pública y posterior cremación. Antes de su muerte se arrepintió ante su confesor el Abate Pirot, quien escribió toda la historia de la marquesa de Brinvilliers, en un relato casi novelesco.

En el siguiente vídeo, podemos oír un audio con el relato de su historia de la mano de Alejandro Dolina.

DOLINA, Alejandro. La venganza será terrible. La marquesa de Brinvilliers. Youtube. [En línea: https://www.youtube.com] 8 de abril de 2011. [Consulta: 12 de diciembre de 2014]. Disponible en: https://www.youtube.com/watch?v=v9wbffM10MI

Fuentes: 

D’Aubray, María Magdalena. Marquesa de brinvilliers (1630-1676). La web de las biografías. [En línea: http://www.mcnbiografias.com] [Consulta: 12 de diciembre de 2014]. Disponible en: http://www.mcnbiografias.com/app-bio/do/show?key=d-aubray-maria-magdalena

La mujer y el crimen. María Madeleine de Brinvilliers. Famosa envenenadora francesa del siglo XVII. Instituto conmemorativo Gorgas de estudios de la salud. [En línea: http://www.gorgas.gob.pa] [Consulta: 12 de diciembre de 2014] Disponible en: http://www.gorgas.gob.pa/museoafc/loscriminales/criminales/paginas/brinvilliers.html

The marquise de Brinvilliers. Murderpedia. [En línea: http://www.murderpedia.org/] [Consulta: 12 de diciembre de 2014] Disponible en: http://www.murderpedia.org/female.B/b/brinvilliers-marquise-photos.htm

Isabel Bathory de Ecsed: “La condesa sangrienta” (1560-1614)

Isabel Bathory La condesa Sangrienta

Retrato hecho a Isabel Bathory “La condesa sangrienta”

Isabel Bathory en castellano, Erzsébet en su lengua original, fue una aristócrata húngara del siglo XVI. A pasado a la historia con el sobrenombre de “la condesa sangrienta”, apodo que se ganó a pulso, pues tiene el record Guinnes póstumo, siendo la persona con más asesinatos en su espalda, nada más ni nada menos que 630 personas.

Isabel Bathory nació en el seno de una familia noble muy adinerada de Transilvania, de las más antiguas de su región. Vivió su infancia en el castillo de Csejte, donde con seis años, padeció fuertes ataques de epilepsia, hecho que la marcó para toda su vida. A los once años, ya estaba prometida y a los doce años vivía en su propio castillo. Recibió una educación muy buena, y fue capaz de dominar más de tres lenguas, se cuenta que su inteligencia y conocimientos superaban a la de muchos hombres y mujeres de su época, algo poco habitual en el siglo XVI. A los 15 años contrajo matrimonio con su prometido y se fueron a vivir a otro castillo, el castillo de Catchtice.

Con 44 años, tres hijas mujeres, un hijo varón y una recién estrenada viudedad, Isabel Bathory comenzará a realizar actividades macabras, propias de un psicópata y asesino en serie. En los pueblos cercanos al castillo, comienzan a nacer rumores, de que en aquel castillo negro, se realizaban rituales de brujería y se invocaba al diablo. Una de las primeras cosas que hizo, fue echar a su suegra del castillo y encadenar a todas sus criadas en el sótano. Según relataron en aquella época los encargados de la investigación, en el sótano había montado una especie de laboratorio para torturar y experimentar con niñas. En el sótano se encontraron numerosos elementos de tortura, como una “Dama de Hierro” donde se clavaban niñas, puños para marcar con fuego, ganchos donde colgar cuerpos, todo tipo de afilados cuchillos, etc. Según cuentan el objetivo final de Bathory era mantener la juventud. Para ello, asesinaba sobre todo niñas vírgenes y bebía su sangre. Además se sumergía en baños de sangre todavía caliente y bebía flujos menstruales de niñas.

Representación de un supuesto baño de sangre de Bathory

Representación de un supuesto baño de sangre de Bathory

En un primer momento, las actividades siniestras de Bathory pasaron desapercibida, pues realizaba sus rituales sangrientos con niñas sirvientas o campesinas. Recorría los Cárpatos en su carruaje ofreciendo trabajo en su castillo a las niñas inocentes que trabajaban en el campo, si se negaban las secuestraba a la fuerza. Pero poco a poco, cuando la cordura la abandonó por completo, empezó a secuestrar niñas hijas de nobles y figuras reconocidas en la zona. Esta situación creó un ambiente de desconfianza y enemistad entre los aristócratas que cada vez más creían en los rumores que se contaban entre el pueblo llano.

Cuando el rumor llegó a la corte, el propio rey envió a personas de su confianza a investigar en el castillo de la condesa. Entraron sin encontrar resistencia alguna, nunca imaginaron lo que allí iban a encontrar. Los cuerpos de las niñas estaban esparcidos por todo el castillo, sobre todo en el sótona, donde además encontraron elementos de tortura y niñas mutiladas aún con vida.

Condenada a juicio se negó a confesar utilizando su posición en la alta nobleza. Aun así, fue condenada a cadena perpetua. Fue encerrada en su habitación y tapiaron la puerta. Permaneció allí 4 años, hasta que murió de frío y hambre en 1614. Nunca mostró arrepentimiento.

En el siguiente vídeo, podemos ver un pequeño documental sobre Bathory del programa “Caso Abierto”

SCARLETTGÓTICA. Caso abierto: Isabel Bathory. Youtube [https://www.youtube.com] 30 de mayo de 2011. [Consulta: 12 de diciembre de 2014] Disponible en: https://www.youtube.com/watch?v=sJBnwBosJ6c

Fuentes:

ABEIJÓN, Pilar. Erzsébet Bathory: La condesa Sangrienta. En: Escalofrío. [En línea: http://www.escalofrio.com]. 14 de noviembre de 2012. [Consulta: 12 de diciembre de 2014]. Disponible en: http://www.escalofrio.com/n/Asesinos/La_Condesa_Sangrienta/La_Condesa_Sangrienta.php

Isabel Bathory, La condesa Sangrienta. El espejo gótico. [En línea: http://elespejogotico.blogspot.com.es/]. 12 de agosto de 2008. [Consulta: 12 de diciembre de 2014] Disponible en: http://elespejogotico.blogspot.com.es/2007/10/madame-bathory-la-condesa-sagrienta.html

Isabel Bathory, La condesa Sangrienta. Muy interesante [En línea: http://www.muyinteresante.es/]. 28 de julio de 2009. [Consulta: 12 de diciembre de 2014]. Disponible en: http://www.muyinteresante.es/historia/articulo/isabel-bathory-la-condesa-sangrienta

La condesa sangrienta, Elizabeth Báthory (1560-1614). Mujeres en la Historia. [En línea: http://www.mujeresenlahistoria.com/]. 23 de agosto de 2012. [Consulta: 12 de diciembre de 2014]. Disponible en:  http://www.mujeresenlahistoria.com/2012/08/la-condesa-sangrienta-elizabeth-bathory.html